Hizo una bicicleta especial para poder pasear con su amigo discapacitado.

6

Simón, de 10 años y Lisandro, de 11, viven en la ciudad de Laboulaye, en Córdoba y su historia emocionó a todos después de que uno de los nenes le pidiera a un herrero que le construyera una bicicleta especial a su primo para poder pasear juntos. Es que, Lisandro nació con espina bífida y por la dificultad motriz que sufre, usa silla de ruedas.

Simón y Lisandro
Simón y Lisandro

Ariel Birche es el tercer protagonista y todavía recuerda el pedido de Simón, que acudió a su taller para pedirle ayuda. Pero no llegó solo con la idea. El nene buscó en Internet y encontró una imagen de una bicicleta especial. ¿Nos podrás hacer este invento?», le preguntó, entusiasmado.

hizo una bicicleta especial para poder pasear con su amigo discapacitado.

La Bicicleta

El herrero se conmovió con el pedido del chico y decidió ponerme manos a la obra: recicló hierros viejos y logró, con esfuerzo y amor, cumplir el sueño de fabricar la bicicleta con «sidecar» para que Simón y Lisandro, inseparables, puedan andar juntos.

todas las páginas.
bicicleta especial
hizo una bicicleta especial para poder pasear con su amigo discapacitado.

Simón había visto algo en Internet, y nos pareció buena la idea, entonces le pedimos al Ariel si la podía hacer. Simón es re bueno, siempre está conmigo, es re compañero, muy ayudador. Siempre vamos a la plaza, ahora con esta bici vamos a ir a todos lados, contó Lisandro.

bicicleta especial discapacitado.
hizo una bicicleta especial para poder pasear con su amigo discapacitado.

La mamá del nene, Flavia, dijo que los nenes van a todos lados juntos y que siempre están pensando «cómo lograrlo». «Se las ingenian y llegan donde quieren». Juntos describen el sentimiento de la amistad que los une, también de la incondicionalidad.

También te puede interesar leer  Robin Williams antes de su muerte: Depresión, deterioro físico, soledad y angustia.
hizo una bicicleta especial para poder pasear con su amigo discapacitado.

Yo armé todo con hierros viejos, la bici se la pedí a un hombre en el basural. Aproveché todo lo que pude. Aún le faltan algunas cosas, como los frenos y las gomas, que las va a comprar la abuela, y las agregaremos. Me parece que la van a usar mucho, siempre los veo pasar para todos lados juntos, contó el herrero. Los chicos no sólo dan el ejemplo con su amistad. Simón reflexiona y dice que las veredas «tendrían que estar lisas y sin agujeros». Después pide: No tendría que haber escalones grandes en los negocios porque cuando queremos entrar, no podemos o tenemos que hacer mucha fuerza.

(La Unión Digital)

También te puede interesar leer:

Se colgó durante 30 kilómetros al camión que embistió y mató a su esposa

Jubilado recorre América en su viejo automóvil

Facebook Comments

Share.

About Author