Costa emocionó a todos al recordar a su papá

0

La artista, Costa, logró emocionar profundamente a todos luego de protagonizar un momento único en el que habló sobre su papá.

No hay dudas de que la historia de Costa es una de esas que emocionan hasta la médula, y no es para menos. No solo tuvo que enfrentarse, desde que era chica, a la decisión de querer ser mujer sino que también luchó contra la obesidad durante años.

En la mañana de La 100 (FM 99.9), en “El Club Del Moro”, Costa compartió un emotivo recuerdo que vivió junto a su padre, cuando le contó por primera vez que quería ser mujer y que sentía que no era un chico más.

“Contá lo que te dijo tu viejo el día que hablaron… El día que tuvieron la charla.”, dijo Santiago Del Moro en el aire de La 100 y Costa comenzó a relatar su conmovedora recuerdo.

“Cuando yo me empecé a pintar a los 13, fui a ver Drácula que se estrenaba en Córdoba, en la gira. Yo evitaba el momento de hablar con papá porque qué le iba a explicar a ese hombre que quería, de verdad, que yo fuera el 10 de Talleres”.

Costa siguió con su relato: “Y no lo culpo… Yo era su único hijo varón y la continuidad del apellido termina conmigo porque mi hermano se caso y tuvo tres nenas. Entonces, yo entiendo todo su mambo”.

“Él no fue el mejor papá del mundo como yo no fui el mejor hijo del mundo. Entonces, un día – yo ya había decidido que me venía para Buenos Aires- me llamó mi papá al comedor y ese día… Ahí dije: Ay, Dios, llegó el momento…”, agregó Costa sobre aquel día.

“Entonces él lloraba, lloraba y no podía articular la más mínima palabra, entonces agarro un anotador e hizo dos flechas, una que iba para un lado, otra para el otro. Arriba, a una le puso mil y a la otra un millón. Me dijo: Bueno, esta que vale mil es el rechazo. Yo no quiero que seas esto. La del millón, es que sos mi hijo y siempre te voy a amar”.

“Es un lindo cuentito que parece re armado, pero lo juro por su memoria que es verdad”, cerró Costa mientras sus compañeros no podían contener su emoción

El año pasado, en el programa de Luis Novaresio, Costa brindó por sus logros, pero no tanto por ella sino por todas las personas que han padecido su lucha contra la obesidad.

“Yo quiero brindar por mí, pero no por mi Gonzalo Costa, sino porque sé que del otro lado hay mucha gente que tiene la misma enfermedad que tengo yo, que es la obesidad, y que yo estoy en un camino de sanarme, de curarme, y que mucha gente a través mío empezó una vida más saludable.


Deja tu comentario

Comments are closed.